Los edificios metálicos han sido durante mucho tiempo una opción sólida para la construcción de edificios comerciales y ahora también han alcanzado la mayoría de edad en la industria de la construcción de viviendas. Las casas de construcción de metal y acero han visto un aumento dramático en popularidad en los últimos años.